Repasándole el culito a mi profesora particular

Con la escusa de que me ayude a repasar una asignatura, me follo a la tía más buena de la clase y termino desvirgándole el culo entre gemidos de placer.

El curso hacia poco tiempo que había comenzado, y aunque todo apunta a que la iba a necesitar, era demasiado pronto para pedirle a la tía más empollona y más buena de la clase que me ayudara con alguna de las asignaturas. Aun así, cuando se lo propuse, coló. Y allí me tenias a mi, en al sofá de mi casa con mi profesora particular.

La tarde estaba siendo un rollo, no tenia ganas ni de abrir los libros, así que probé a ver si estaba dispuesta a darme una lección practica de anatomía. Cuando puse mi mano disimuladamente sobre su rodilla, ella la apartó y la devolvió al libro. Volvía intentarlo, esta vez acariciándole la parte interna del muslo de forma que le fuese complicado rehusar mi mano de nuevo. De nuevo lo consiguió. Pero como no hay dos sin tres y a la tercera va la vencida, me atreví a sobarle una teta.

Su reacción fue de rendición total. Me miró con hastío mientras le quitaba el jersey y luego la blusa. Yo no podía ocultar mi satisfacción. Mis manos se adentraros entre sus pechos, mientras las suyas lo hacían en su entrepierna. Mientras se masturbaba empezó a gemir, y cuando se hubo calentado lo suficiente, se lanzó a desabrocharme los pantalones para después meterse mi pollón en la boca.

Estuvo mamando un buen rato a la vez que yo la masturbaba. Mis deditos juguetones tantearon su culito en espera de una reacción de rechazo o, todo lo contrario, de permiso. Fue lo segundo. Cuando me di cuenta ya tenia dos dedos dentro de su esfínter. Me afané en dilatarle el culito ya que pretendía follármelo en cuestión de minutos.

Ella estaba relajada recostada de lado. Una posición que me facilitó bastante la faena. Poco a poco le fui introduciendo la puntita y para cuando soltó el primer quejido mis huevos ya chocaban contra su culo. Por fin, lo había conseguido. Este año sabia si iba repetir curso de nuevo, pero a esta profesora particular, estaba dispuesto a llenarle el culo de lefa cada vez que me dejase.

Sitemap | Contacto | © 2011 Pornodosis - Adictos al porno!