La autoestopista cachonda

Acabada de realizar mis compras en el centro comercial cuando salía del parking, y allí estaba. Esperando a alguien, la chica más guapa que había visto en mi vida. No podía dejarla allí. La llamé y le pregunté si la llevaba a algún sitió. Me pidió que la acercase a su casa y una vez...

Acabada de realizar mis compras en el centro comercial cuando salía del parking, y allí estaba. Esperando a alguien, la chica más guapa que había visto en mi vida. No podía dejarla allí. La llamé y le pregunté si la llevaba a algún sitió. Me pidió que la acercase a su casa y una vez allí me invitó a pasar para agradecerme el favor. Pensaba que me iba a poner una copa cuando entro desnuda y me pidió que me quitase la ropa. No le importó que estuviera refrescándome un poco en el cuarto de baño cuando se puso allí mismo a comerme la polla. Si quería caña la iba atener. Me senté en el retrete y ella se subió encima, se metió mi polla de golpe por el culo y empezó a moverse como una loca. Me estaba matando de gusto, follábamos tan fuerte que se me salió la polla de su culo. Necesitaba probar ya su coño. Así que la senté a ella y me arrodille a lamer aquella fuente de placer.

Sitemap | Contacto | © 2011 Pornodosis - Adictos al porno!